Buscar

Primavera Espiritual


El primer día de la primavera de este año es el domingo 20 de marzo. Esto me recuerda que la palabra "Cuaresma" proviene de una palabra en inglés antiguo que significa "primavera". La Cuaresma es literalmente nuestra primavera espiritual, y todas las cosas que asociamos con la primavera en el mundo natural también entran en juego en el mundo sobrenatural: nueva vida, crecimiento y fecundidad. En el mundo de la jardinería conocemos las necesidades de la nueva vida: agua, luz, nutrientes, podar, deshierbe, etc. Nuestras prácticas cuaresmales de oración, ayuno y limosna podrían considerarse nuestra “jardinería” espiritual.


A medida que buscamos cultivar una vida renovada en nuestras almas, es útil algún tipo de resolución. Al comienzo de la Cuaresma, revisé las cualidades de una buena resolución con los alumnos de nuestra escuela. Respondieron bien a lo que dije, así que también les recuerdo a ustedes: una buena resolución es específico, práctico y renovable. Específico significa que nos enfocamos en alguna acción concreta, y tenemos claro cuándo realizaremos la acción. Práctico significa que la acción es aquella que podemos hacer sin apartarnos de los deberes de nuestro estado en la vida. Renovable significa que, si fallamos momentáneamente en mantener la resolución, podemos retomarla.


La tercera cualidad, que la resolución sea renovable, es especialmente importante. Es difícil apegarse a una práctica en particular durante cuarenta días completos; pero sería una pena rendirse solo por un lapsus momentáneo. Más bien, renovamos la resolución y ojalá estemos más vigilantes a lograrlo. Espero que su Cuaresma haya ido bien hasta ahora, y oro para que todos disfrutemos de una vida espiritual renovada durante esta temporada santa.


Con Agradecimiento,



0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Es gratificante ver un aumento gradual, pero notable, de personas que asisten a Misa cada fin de semana. Sin duda, algunas son personas que estuvieron fuera durante los peores días de la pandemia pero

Durante las liturgias del Domingo de Ramos y del Viernes Santo, la asamblea tiene la oportunidad de ayudar a proclamar el Evangelio. Quizás esto se sienta extraño al repetir las palabras de la multitu

Es gratificante ver un aumento gradual, pero notable, de personas que asisten a Misa cada fin de semana. Sin duda, algunas son personas que estuvieron fuera durante los peores días de la pandemia pero